sáb. Sep 19th, 2020

Alaska y American Airlines reanudan vuelos frecuentes a Vallarta

Eugenio Ortiz Carreño
Puerto Vallarta

A partir del 6 de junio, se reactivan vuelos procedentes de Estados Unidos, porque los estadounidenses “ya quieren salir”, comentó el dirigente de las empresas de transportes terrestres que operan en el Aeropuerto Internacional de Puerto Vallarta, Heriberto Sánchez Ruiz.

Las aerolíneas que están programadas para incrementar sus operaciones son Américan Airlineas y Alaska Airlines, aunque la primera de hecho no ha dejado de volar a Puerto Vallarta, pero tiene solo un vuelo al día o a la semana que han llegado vacíos, y el primero de junio llegó el primer vuelo con 36 pasajeros, aunque salió lleno de Estados Unidos.

Tanto en el mercado nacional como el internacional, están a la espera de que el gobernador Enrique Alfaro Ramírez, en Jalisco, así como Antonio Echevarría García en Nayarit, den “luz verde de abrir playas y hoteles, aunque los hoteles desde el primero ya están abiertos, pero con restricciones muy serias.

De acuerdo a las indicaciones del protocolo se dispone que no se haga uso de determinadas áreas del hotel, lo cual “no es nada atractivo” para los turistas, porque no se pueden usar áreas públicas, y por eso la gente dice: “a qué voy a Vallarta, si al llegar a un hotel no se le va a permitir salir a la alberca”.

De hecho los huṕespedes no podrían hacer uso de las “amenidades”, pero eso lo dispuso el gobernador Alfaro preocupado por que Puerto Vallarta es segundo lugar en contagios de Covid, y por ello prolongó un poco estas restricciones y en 10 días, vendrá a hablar con el alcalde, para ver la posibilidad de empezar a abrir los restaurantes y los antros y demás centros nocturnos, aunque algunos ya se abrieron en Puerto Vallarta, indebidamente porque eso genera aglomeraciones públicas.

Agregó que lamentablemente, lo que queda claro es que el Covid 19 “llegó para quedarse” y “es inevitable”, por lo que “tenemos que aplicar una nueva cultura de vida, y yo siempre he dicho como médico que soy que la cultura va a ser con las siguientes características de cuatro medidas básicas: la sana distancia, el cubre bocas, el gel antibacterial, y evitar la aglomeración”.

Desesperación entre los trabajadores

Heriberto Sánchez refirió que la gente ya está desesperada y agregó: “ayer tuve una reunión con 20 personas de la empresa de transporte, y decían qué vamos a  hacer y se les dijo, vamos a hacer lo que Dios quiere que hagamos, estar en unidad, no hay que ser víctima a nadie, de decir usted tiene la culpa, y lo único que se les ofrece es la contraprestación social, el seguro social no les dará de baja, se les entrega una pequeña despensa cada mes, una ayuda conforme a mis posibilidades”.

Esa es la situación generalizada, y consideró: “yo lo dudo que vaya a mejorar en septiembre, sino más bien hasta diciembre y solo se va a mejorar conforme mejoren las cosas en la industria.

Refirió que ayer le tocó recibir a una familia procedente de los Estados Unidos, y “nos  dijeron que hay mucha gente esperando que den la luz verde poder viajar y México es un lugar preferido para viajar; a la mejor una vez dando luz verde en Estados Unidos, que lo dudo con estos hechos de desorden que se provocaron.

En Estados Unidos la gente ya quiere salir y eso permite abrigar esperanzas de que las cosas van a mejorar en México, aunque de forma muy lenta, la economía se va a reactivar muy lentamente, hay una progresión cada día mejor.

Asi como los hoteles tienen medidas protocolarias que se imponen, las empresas de transporte también las van a aplicar. Las cuatro medidas mínimas son: sanitizar el área de trabajo, además se les va a medir la temperatura a los choferes, y se les recomienda que para trabajar “hay que estar bien en cuerpo y espíritu”.

En el aeropuerto trabajan unos 300 choferes en las tres empresas de transporte, las cuales apenas se están equipando, están teniendo gel antibacterial, estamos comprando cubre bocas, todo porque cada unidad va a traer gel antibacterial y no lo pueden traer en el carro, porque el gel puede incendiar la unidad 

Cada uno de los choferes por la mañana va a sanitizar el vehículo puertas coderas, chapas, se va a tomar la temperatura a todo el personal de la empresa, y el máximo 36 grados y si marca una mayor temperatura se les va a mandar a su casa hasta que sane.

Por el momento y dada la escasa presencia de pasajeros solo trabajan cinco operadores de cada empresa, que están de guardia, aunque no faltan los pasajeros que salen con su aplicación y solicitan un Uber.

Sin embargo, agregó, “ahora si la gente pensante debe tener en cuenta porque los taxis del aeropuerto estarán libres de coronavirus, sanitizados, están en ventaja contra un Uber, que quién sabe si traen gel antibacterial, y aqui un operador que no tenga una temperatura normal, o que no traiga su cubre bocas, que no esté sanitizado y no traiga gel no va a trabajar. Esto va a dar mayor seguridad, al usuario.

“Esta nueva cultura que nos trajo la pandemia, es una ventaja para los taxis del aeropuerto”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *